Demócratas de ocasión

 

El INE tiene el singular privilegio de padecer descalificaciones tanto de morenistas como de calderonistas. En los momentos difíciles, los buenos árbitros no quedan bien con los fanáticos de uno y otro bandos.

Publicado en Crónica el lunes 7 de septiembre

Para que haya democracia, se necesitan demócratas. Las reacciones a la decisión del INE para negar a “México Libre” el registro como partido, dan cuenta del enorme déficit que seguimos padeciendo en materia de compromisos y convicciones democráticas.

   El alborozo de algunos porque les disgusta la familia Calderón, que encabeza esa iniciativa política, es tan irreflexivo y antidemocrático como la cólera de otros que, como ahora no les gustaron sus decisiones, despotrican contra los consejeros electorales. La democracia de contentillo que quieren unos y otros es imposible. Si hay grupos ciudadanos que cumplen con los requisitos que establece la ley, tienen derecho a que sus organizaciones sean reconocidas como partidos. El proceso para ello es tortuoso —y quizá debería ser más sencillo, pero ese es otro problema—. Las normas son puntillosas pero claras. Si no se cumplen, no debe haber registro. Seguir leyendo “Demócratas de ocasión”

La nueva intolerancia

Publicado en Crónica el lunes 13 de julio

La nueva intolerancia tiene coartadas en causas nobles. En defensa de mujeres, minorías sexuales y grupos raciales, pero también de ideologías y banderías políticas, hay quienes descartan y persiguen cualquier discurso que no se ajuste a los que han consagrado como adecuados. Con el pretexto de sancionar antiguas intolerancias, se incurre en nuevos y persecutorios fanatismos.

   En Estados Unidos la reivindicación de los negros, catapultada por el alevoso asesinato de George Floyd por parte de un policía,  desató una muy plausible protesta social. Junto a ella, se han producido expresiones que van de la anécdota a la censura, e incluso la represalia, contra quienes no se comportan de acuerdo con nuevos cánones morales.

   La empresa PepsiCo propietaria de Aunt Jemima, la harina de hotcakes que durante 130 años se ha anunciado con la efigie de una negra, dijo que quitará esa ilustración de sus envases porque obedece a un estereotipo racial. Por la misma causa la cadena HBO retiró de su catálogo en línea la película Lo que el viento se llevó. Más tarde la volvió a colocar pero con una introducción de cinco minutos en donde una profesora de la Universidad de Chicago explica que esa cinta no muestra la brutalidad del esclavismo durante la Guerra de Secesión, cuando transcurren los amoríos de la impetuosa Scarlett O’Hara. Seguir leyendo “La nueva intolerancia”

El centro cede

Publicado en Crónica el lunes 6 de enero

Todo se desmorona; el centro cede. Escrita por W.B. Yeats hace un siglo esa es una de las líneas que, formando parte de un poema, son más recordadas en textos de carácter político. En 1919 aquel autor dublinés había presenciado la terrible Primera Guerra y acababa de comenzar la batalla por la independencia de Irlanda. En ese momento escribió El segundo advenimiento, cuya intensidad apocalíptica ha sido tomada como emblema de los más difíciles cambios de época.

   La ensayista Michiko Kakutani cita esa línea para comenzar un ensayo sobre las perplejidades que suscitan los años recientes. El título es toda una declaración ideológica: “Los 2010s, fueron el fin de lo normal” (The New York Times, 27 de diciembre). Desorden, desconfianza, desesperanza y miedo, son algunos de los síndromes contemporáneos que esa comentarista identifica en un escenario en donde las viejas referencias están siendo desplazadas por coordenadas inciertas. Seguir leyendo “El centro cede”

Para leer la democracia

Publicado en Crónica el lunes 30 de diciembre

A nuestra democracia no la hemos sabido entender como patrimonio de todos. Mucho menos comprendemos la fragilidad que padece si no se le vivifica con el respaldo constante de la sociedad. Entre otras reflexiones sobre ella 2019 deja dos libros esenciales, ambos publicados por Cal y arena. En defensa de la democracia de José Woldenberg y La democracia a prueba de Ciro Murayama están emparentados por la inquietud en torno a las instituciones que hacen posible la participación y la representación ciudadanas y, especialmente, los procesos electorales.

   Woldenberg recuerda que la democracia no resuelve todos los problemas pero es necesaria para enfrentarlos. La desigualdad social, que es el reto mayúsculo de nuestro país, tiene una correlación inevitable con ella: “El fortalecimiento de nuestra incipiente democracia pasa hoy por la necesidad de construir un contexto socioeconómico que la sostenga”. Seguir leyendo “Para leer la democracia”

El espinazo de la democracia

 

Publicado en Crónica el lunes 25 de noviembre

“El INE es la espina dorsal de la democracia mexicana” ha explicado, sin exageración alguna, Enrique Krauze. Muchos mexicanos no recuerdan, y algunos políticos no quieren recordar, que durante casi todo el siglo XX no tuvimos elecciones limpias. En cada votación, con algunas excepciones, ganaba el mismo partido. Las trampas para justificar esas elecciones eran tan consuetudinarias que se volvieron parte de la (in) cultura política mexicana. Adulteración del sufragio, acarreos e intimidaciones, cuando hacía falta impúdicos robos de urnas, eran parte de una indeseable e indignante normalidad mexicana.

   En sucesivas y siempre épicas ocasiones, distintos movimientos cívicos desafiaron esa antidemocracia que les regateaba a los ciudadanos el derecho de elegir a sus gobernantes y representantes. El Movimiento Henriquista en 1952, la perseverante insistencia democrática del Partido Acción Nacional desde los años 40 y con singular eco a partir de los 80, la participación electoral de las izquierdas incluso cuando no tenían registro electoral (con las candidaturas de Ramón Danzós Palomino en 1964 y Valentín Campa en 1976), los documentados reclamos contra el fraude electoral en Chihuahua en 1986, las reformas políticas a partir de 1977, son algunos momentos destacados en un trayecto colmado de sobresaltos y que desembocó en las reglas que desde hace dos décadas aseguran que en las elecciones se exprese la decisión de los ciudadanos. Seguir leyendo “El espinazo de la democracia”