#TodosSomosLoret

El lema #TodosSomosLoret defiende la libertad de expresión de ese periodista pero involucra, también, el malestar de muchos mexicanos ante las frecuentes acciones de autoritarismo del presidente.

Publicado en La Crónica el lunes 14 de febrero

Dos fracasos y el mayor tropiezo público en lo que va de su gobierno: ese es el saldo, hasta ahora, que tiene para el presidente López Obrador su infructuoso intento para desacreditar al periodista Carlos Loret de Mola.

   El presidente fracasó cuando quiso desviar la atención pública respecto de las residencias en Houston en donde ha vivido su hijo. No ha impedido que se sigan conociendo los negocios con Pemex de Baker Hughes, la empresa en donde uno de los directivos era propietario de la casa habitada por José Ramón López Beltrán. 

Seguir leyendo «#TodosSomosLoret»

La información nunca es imparcial

Las personas eligen un noticiero y no otro porque les gustan el estilo del conductor, o sus criterios editoriales. Información y opinión van inevitablemente entrelazadas.

Publicado en La Crónica el lunes 24 de enero

Las noticias nunca están disociadas de un punto de vista. El enfoque para ofrecer una información, la forma en que el conductor del noticiario presenta una nota o le da contexto, el encabezado que la anuncia, son recursos discrecionales que enmarcan las noticias. Los medios de comunicación nunca son imparciales. 

   Nunca lo han sido y menos ahora, cuando los acontecimientos se propagan en redes sociodigitales y a los medios concentrados (radio, televisión, periódicos) les corresponde explicar, interpretar y encuadrar esas noticias. Las personas eligen un noticiero y no otro porque les gustan el estilo del conductor, o sus criterios editoriales. Información y opinión van inevitablemente entrelazadas.

Seguir leyendo «La información nunca es imparcial»

El espejo de la Dra. Sheinbaum

La autonomía administrativa y de gestión que según la Constitución local debería tener el organismo de radiodifusión de la Ciudad de México, es cancelada en el Decreto Sheinbaum. 

Publicado en La Crónica el lunes 10 de enero

La jefa de Gobierno de la Ciudad de México ha creado un “Servicio de medios públicos” que funciona bajo su control directo. Se trata de la nueva figura jurídica para manejar el canal de televisión Capital 21 que  desde hace varios años ha transcurrido sin rating ni gloria y que es, fundamentalmente, un espacio de propaganda oficial. 

   El 21 de diciembre pasado la Dra. Claudia Sheinbaum expidió un Decreto que establece el “Servicio de Medios Públicos de la Ciudad de México”. La principal atribución de esa entidad será encargarse del canal 21 pero podría operar otras frecuencias en televisión y radio. Financiado con recursos públicos (este año recibirá 118 millones de pesos) ese canal ya estaba y seguirá estando a las órdenes de la Dra. Sheinbaum, aunque la Constitución de la Ciudad de México dispone que debería trabajar de manera autónoma.

Seguir leyendo «El espejo de la Dra. Sheinbaum»

La tele, con AMLO

Publicado en La Crónica el lunes 6 de diciembre

A pesar de que los encasilla como si todos fueran adversarios suyos, la mayor parte de los medios respalda al presidente López Obrador. Entre ellos hay contrastes. “Los medios” de comunicación no son una amalgama de emisores que ofrece contenidos homogéneos. Políticas editoriales, intereses empresariales, simpatías de los periodistas y la búsqueda de públicos específicos, propician desempeños muy variados. Presiones y amenazas del gobierno, o el simple temor a disgustar al presidente, han mellado el filo analítico de numerosos espacios e informadores. Algunos mantienen posiciones críticas en el análisis, pero cuando difunden noticias sobre lo que hace y dice el presidente lo hacen sin contexto e incluso con abierto respaldo. Así sucede en la televisión.

Seguir leyendo «La tele, con AMLO»

Los narcos, la prensa, el presidente

Azucena Uresti. Nunca antes el narcotráfico había amenazado así a un periodista con presencia nacional.

Publicado en La Crónica el lunes 16 de agosto

Ominosas y cobardes, las amenazas a la conductora Azucena Uresti y varias empresas de comunicación son un abierto desafío a la sociedad y al Estado. La impunidad que disfruta la delincuencia organizada, a la que el presidente de la República insiste en privilegiar con abrazos y no responder con balazos —según la  desafortunada metáfora con la que describe su propia indolencia— permite que se transgredan esos y otros límites. 

   Nunca antes el narcotráfico había amenazado así a un periodista con presencia nacional. En los estados en donde los delincuentes alcanzan cada vez más influencia, las amenazas a periodistas son frecuentes. Se habían registrado intimidaciones a medios de la ciudad de México en ocasiones como en julio de 2010, cuando fueron secuestrados en Durango cuatro reporteros de Milenio, Televisa y un diario local. Para enfatizar la gravedad de aquella agresión, Televisa transmitió una pantalla en negro en vez del programa Punto de Partida que conducía Denise Maerker.

Seguir leyendo «Los narcos, la prensa, el presidente»