Riesgos en 2018

Publicado en Crónica el 8 de enero

Este año tendremos las elecciones más complejas de la historia mexicana. Será una oportunidad insoslayable para la democracia y para que demostremos nuestro compromiso con ella. Las amenazas que enfrentamos este 2018 no son pocas.

   1. Atentados. La política, en algunas regiones, ahora es una actividad de alto riesgo. En menos de un mes han sido asesinados 14 dirigentes locales, presidentes o ex presidentes municipales. El más reciente crimen ocurrió el miércoles 3 en Mixquiahuala, Hidalgo,  contra el ex alcalde Miguel Ángel Licona Islas. En once años han sido ejecutados por lo menos 112 presidentes y ex presidentes municipales (Crónica, 4 de enero). Pero entre diciembre y los primeros días de 2018 se registraron 14 asesinatos: 4 en Guerrero, 3 en Jalisco y el resto en Baja California, Chiapas, Hidalgo, Nayarit, Oaxaca, San Luis Potosí y Tabasco (El Universal, 4 de enero). Seguir leyendo “Riesgos en 2018”

Anuncios

Por qué la política tiene tan mala fama

Publicado en El punto sobre la i, noviembre de 2017

No deja de ser paradójico —y junto con ello deplorable y triste— que ya avanzado el Siglo XXI sea preciso reivindicar a la política. Si con ella nos referimos a la gestión de los asuntos públicos y/o al ejercicio del poder, dimensiones ambas de la polis de donde se deriva ese término, entonces lo más natural sería que nadie fuera o quisiera ser ajeno a la política. Puesto que su desempeño a todos nos afecta, su ejercicio a todos involucra. La política resulta indispensable porque es el acercamiento de intereses distintos en sociedades por definición plurales y heterogéneas. Por eso política es diálogo, conciliación, acuerdos. Sin embargo a la política se la identifica más con los políticos que con esas prácticas. Y a los políticos, en una generalización alevosa pero muy extendida, se les conoce como abusivos, convenencieros y corruptos. Seguir leyendo “Por qué la política tiene tan mala fama”

Trump, un autorretrato

Publicado en El Cultural, suplemento de La Razón, el 18 de marzo de 2017, con el título “Donald Trump. El autor por sí mismo”.

   La abundancia, la reiteración, la monotonía y por encima de todo la autocomplacencia de la obra escrita de Donald Trump demuestran que no basta tener muchos libros para decir muchas cosas y que un autor prolífico no es necesariamente un autor con ideas propias. Never Give Up. How I Turned My Biggest Challenges Into Success. Wiley & Sons, 2008 (Nunca te rindas. Cómo transformé mis mayores desafíos en éxitos) es el décimo quinto libro de Trump. Después de ese publicó otros cinco. Seguir leyendo “Trump, un autorretrato”

Militares, reglas, estridencia

Es falso que la Ley significa la “imposición de la ley marcial en Mexico”, o “un régimen militarizado”. Pero esas mentiras fueron repetidas con tanta insistencia que muchos ciudadanos las han creído. Foto tomada de http://www.cimacnoticias.com.mx

Publicado en Crónica el 16 de diciembre

La Ley de Seguridad Interior es insuficiente y no forma parte de una estrategia integral contra el crimen organizado. Pero decir que promueve la militarización del país y, peor aún, que es una “ley golpista”, es un despropósito.

   A la urgencia de los promotores de esa ley, se enfrentó el ofuscamiento de muchos de quienes la cuestionaron. Las razones de unos no fueron atendidas, quizá ni siquiera entendidas, por los otros. Los legisladores y gobernantes que promovieron la Ley de Seguridad reconocían un injustificable rezago jurídico. Desde hace décadas el Ejército y la Marina participan en la persecución al narcotráfico sin que existieran procedimientos para regular esa intervención. Por otra parte, la solución a los gravísimos problemas del país en materia de seguridad pública precisa de una reestructuración completa de las instituciones dedicadas a esas tareas, comenzando por la creación de corporaciones policiacas realmente profesionales. Seguir leyendo “Militares, reglas, estridencia”

Julia Carabias Lillo

Publicado en Crónica el 11 de diciembre

El jueves 30 de noviembre, cuando la comisión del Senado que dictamina la entrega de la Medalla Belisario Domínguez acordó concederla a la bióloga Julia Carabias Lillo, la noticia recorrió de inmediato redes y noticieros. Ella, sin embargo, se enteró varias horas después. Julia estaba saliendo de la Selva Lacandona en donde no tiene comunicación telefónica. Sólo cuando llegó a Comitán, ya por la noche, encendió el celular y se encontró con docenas de mensajes. “¿Qué pasó, qué hice?”, fue su primera reacción según el relato que hizo para el Canal del Congreso.

   Quienes hemos seguido y admirado durante más de cuarenta años el trabajo de Julia Carabias no nos sorprendimos con esa decisión del Senado pero sí nos alegramos profundamente. El compromiso personal que ha mantenido con la defensa del medio ambiente y el desarrollo sustentable, la inteligencia y la tenacidad con las que ha fundado y defendido instituciones pioneras en ese campo, su generosidad discreta, la limpieza de sus causas y la convicción para defenderlas, hacen de Julia una mexicana ejemplar. La medalla que recuerda la acción valiente de Belisario Domínguez está destinada a premiar “a quien se haya distinguido por su ciencia o virtud en grado eminente y como servidores de nuestra Patria o de la humanidad”. Seguir leyendo “Julia Carabias Lillo”